alberto toril

Fotos: fpE

Se deben crear estructuras de entrenamiento dónde se sientan cómodos los jugadores.

Alberto Toril (Pueblonuevo, Córdoba, 7 de julio de 1973) fue jugador profesional, canterano del Real Madrid y ahora entrenador de jóvenes talentos. Es el entrenador del Castilla que ha conseguido el regreso del filial blanco a Segunda División cinco temporadas después, proclamándose campeón de la categoría de bronce. Él mejor que nadie sabe lo que siente y padece el futbolista con el que trata. Tratado como una estrella, en ciernes, sin aún haber conseguido nada. Se muestra cercano y exigente en los éxitos y en los malos momentos.


¿ Cuáles son los antecedentes de Alberto Toril como entrenador?

Todo comenzó en mi última temporada como jugador, en el Quintanar del Rey (Cuenca), dónde alterne jugar con entrenar. Llevaba el cadete “A” del Albacete Balompié. Fui ascendiendo categorías, el siguiente paso fue dirigir el juvenil División de Honor y luego me vine a Madrid. Al principio haciendo informes hasta que cogí el Real Madrid “C” ,en una situación complicada, después me hice cargo del juvenil “A” durante dos campañas hasta que a mediados de la segunda ascendí al Castilla, así hasta el día de hoy.

 

¿Cómo has visto tú desarrollo como técnico?

He mejorado en muchas cosas. El entrenador como les ocurre a los jugadores, con el paso del tiempo van dominando más situaciones. Ahora soy un entrenador más completo que al principio.

 

¿Cuál es la condición básica para ser entrenador?

La vocación. Te tiene que gustar lo que hagas, que no lo consideres como un trabajo. Así podrás dedicarle el tiempo máximo, es la única forma de llegar. Una vez allí hay que demostrar ambición, los jugadores lo tienen que notar.

 

¿Cuál es la diferencia entre el entrenador profesional y él que lo hace por hobby?

La principal diferencia entre el fútbol formativo y el profesional es el entorno y la presión que existe. En cambio, el trabajo de campo tiene que ser el mismo. Debes demostrar las mismas ganas de entrenar y la misma vocación tanto entrenando a un juvenil como a un equipo de Primera División.


“Hay que convencer, no imponer”



¿Cuál es tú idea de juego?

Me gusta que nuestros equipos sean dominadores, los protagonistas del juego. Deben de ser agresivos de cara a la portería contraria, manteniendo la pelota en campo rival. En el Real Madrid, al tener jugadores muy dotados, podemos desarrollar nuestra idea de juego. La buena materia prima hace más fácil la tarea del entrenador.

 

¿Qué tipo de tareas implementas para alcanzar la idea de juego?

La base del juego, para atacar y defender, es ocupar racionalmente el espacio. Nosotros trabajamos mucho en este sentido. Haciendo juegos de posesión a campo reducido y otros más amplios dónde los jugadores ocupen su posición real. Mantenimientos dónde el jugador desarrolle su aprendizaje en su lugar sobre el campo.

Existen 4 fases del juego ¿Organizar las tareas en función de ellas?

Sí. En ataque, guiamos nuestras tareas en cuatro principios: La salida del balón, la construcción del ataque, los caminos de llegada y la finalización. En defensa, giramos en torno a tres variables: Apretar la pérdida, ser un equipo corto (repliegue con las líneas muy juntas) y jugar en campo contrario.

 

¿Qué otras facetas del entrenamiento se deben manifestar en la idea de juego, a parte de las nociones tácticas?

Sobretodo la intensidad y jugar rápido, que la pelota se mueva con velocidad. Para ello incidimos en las tareas el juego a dos toques máximo. Pero también hay que fomentar que desarrollen su talento en el terreno de juego. Son jugadores con mucha técnica y proyección, nosotros tenemos que intentar crear una estructura de entrenamientos dónde se encuentren cómodos.

 

¿Llevas a cabo entrenamientos individualizados?

Siempre incides en pequeños detalles que les van a hacer crecer como futbolistas. Por ejemplo en el Castilla, con Morata y Joselu, la definición. Con Carvajal, los centros, Con Alex Fernández, el disparo desde fuera del área.

 

DÍA A DÍA

 

¿Cómo es la relación entre el cuerpo técnico?

Cada uno tiene muy definidas sus funciones. Desde el lunes trabajamos en equipo, analizamos lo que ha pasado en el partido anterior. Estudiamos a nuestro próximo rival, que puntos fuertes y débiles tiene. En función de esto, comenzamos a planificar la semana de en

 

trenamientos. Dónde les podemos hacer daño y que tenemos que evitar.

 

¿Cómo es el reparto de tareas?

El segundo entrenador, Iván Madroño, hace un informe tanto audiovisual como escrito del equipo contrario. Lo veo y lo consensuamos todo. y a partir de ahí comenzamos a diseñar, junto al preparador físico, las tareas más oportunas para ganar el fin de semana.


“Se deben crear estructuras de entrenamiento dónde se sientan cómodos los jugadores”


¿Cómo es la programación de la semana?

Cuando llegas al fútbol profesional, todo son microciclos, preparas semana a semana. No tiene sentido planificar a meses porque no sabes si los resultados te van a acompañar. Intentamos desde el primer día hasta el último mantener la misma estructura porque así el futbolista no tiene picos, tiene siempre un alto nivel de forma.

 

¿Cómo es la mecánica en la planificación de entrenamientos del Real Madrid-Castilla?

A veces descansamos martes, en otras ocasiones los lunes. Siempre hacemos los miércoles un trabajo de gimnasio, de fuerza con elásticos y en el campo tareas de espacios reducidos para transferir ese componente físico. El jueves es el día de tareas con espacios más amplios. Los viernes preparamos el partido con ejercicios más tácticos. El sábado es el día pre-partido sumándole trabajos de velocidad-reacción.

 

DÍA DE COMPETICIÓN

 

¿Qué significa el día de partido para ti?

Es el día más importante de la semana para un entrenador. Todo lo que has trabajado durante la semana lo vas a ver reflejado sobre el campo. Lógicamente esperar que tus respuestas vayan bien para conseguir los tres puntos, que al final ganar es lo que buscamos todos.

 

¿Cómo preparas la charla pre-partido?

Me considero un entrenador de sentimiento. No suelo preparar las charlas, lo que les voy a decir, porque el jugador nota que no le estás hablando con el corazón. Les tienes que trasmitir que lo que les dices te nace de dentro. Siempre vas captando cosas en el ambiente, que necesitan y en que momento estamos. Desde tu experiencia, les debes hacer ver las cosas, lo que puede suceder y que se van a encontrar.

 

¿En qué te fijas para tomar decisiones?

El gran entrenador es el que posee una gran capacidad para manejar el grupo y sabe ver lo que está pasando durante el partido y cómo solucionarlo en el momento oportuno. Esto se tiene o no se tiene. Hay que hacerlo desde la globalidad, apreciando sensaciones
y situaciones.


“La base del juego es ocupar racionalmente los espacios”


 

¿ Cómo es la relación del Castilla con el primer equipo?

Todas las semanas requieren jugadores para completar sus entrenamientos y nos hacen llegar sus necesidades a través de nuestro delegado. A veces piden jugadores concretos y otras sólo en función de la posición que necesitan y nosotros elegimos. Hay que entender que somos un filial y estamos para servir al primer equipo.

¿Mantienes reuniones con el cuerpo técnico del primer equipo detallando las evoluciones de los jugadores de Castilla?

Mourinho está perfectamente informado, sabe como es cada uno de ellos. Todas las semanas les ve entrenar cuando suben a las sesiones con el primer equipo y viene a vernos a los partidos. El míster tiene un conocimiento amplio y sabe que jugadores tienen la capacidad para formar parte de la élite a corto o medio plazo. Elaboró un informe para la dirección deportiva, no para el entrenador del primer equipo.

 

¿Adaptáis el estilo de juego del primer equipo al Real Madrid Castilla?

Si te fijas somos un equipo totalmente distinto respecto a la pasada temporada. El equipo del año pasado era más de elaborar, más pausados que sabía controlar los tiempos del partido. Este año somos más verticales, tenemos más pegada y más velocidad. Debemos adaptarnos a los jugadores que tenemos. Este año trabajamos de una manera, la temporada pasada de otra. Siempre sin perder la esencia pero hay que dar rienda suelta al futbolista, no podemos jugar contra la naturaleza.

 

LA FORMACIÓN EN UN EQUIPO FILIAL

 

¿Cómo es el jugador del Real Madrid-Castilla?

Es un jugador muy preparado, ambicioso y con ganas de progresar. Su objetivo es llegar al primer equipo. Están creciendo mucho como futbolistas, de la temporada pasada a esta alguno ha dado un gran salto de calidad. Espero y deseo que alguno pueda asentarse en el primer equipo en un período corto de tiempo.

 

¿Qué mensaje les mandas tú, como su entrenador, para que alcancen sus objetivos?

Nosotros les decimos que sean ambiciones y nunca paren de progresar. Esta profesión es muy bonita, tienen que trabajar y les animamos a creer en ellos mismos porque por calidad tienen muchas posibilidades. Están en el último escalón sólo necesitan un empujón, vamos a ver si en el primer equipo se lo dan, es lo que necesitan.

 

En lo extradeportivo, a un escalón de la élite ¿Qué hay que enseñarles?

Deben saber que viven en un mundo irreal dónde todo el mundo está pendiente de ellos, tienen de todo, no hay una presión excesiva y están bien valorados. Cuando salen de aquí se dan cuenta, van a equipos de Primera División y sienten como no se les prestan tanta atención ni tienen tantos minutos, incluso pasan dificultades. Fuera del Real Madrid, el camino no es tan bonito ni tan fácil, hay empieza la realidad del fútbol profesional. Tiene que apretar porque si no, no consiguen nada.

 

¿Crees que ellos son conscientes de esa realidad bajo el paraguas del Castilla?

A veces por mucho que se lo digas hasta que no lo viven no se dan cuenta pero nuestra obligación es repetírselo cuarenta veces. El futbolista que lo quiere captar lo coge. Y el que no, cuando sale fuera se da cuenta de la realidad.

 

¿Cuál es tú consejo para dar el salto?

Los chicos tiene que saber salir en su debido momento, no precipitarse. Tienen una carrera amplía, saliendo con veintidós años ya están más hechos para poder triunfar.

 


“A los jugadores, les tienes que trasmitir que todo lo que les dices te nace de dentro”


 

Paciencia y cariño ¿En el trato humo, cuál es la diferencia entre el fútbol de cantera y el profesional?

En cantera se están pendiente de ellos, tienen de todo, se les presta mucha atención y estamos muy encima de ellos en los malos momentos. En el fútbol profesional, si no rindes te quedas atrás. Hay veinticinco tíos profesionales, la gran mayoría son padre de familia y hay que rendir para jugar.

 

Cuando un futbolista de una gran cantera sale a la realidad, algunos se mantienen en Primera y otros de diluyen en el fútbol amateur o semi- profesional (Segunda “B” y Tercera) . ¿Cuál es la diferencia entre los triunfan y los que no alcanzan el éxito de primer nivel?

Desde aquí les decimos que tienen que ser profesionales, vivir por y para el fútbol. Tiene que cuidarse, vivir el fútbol como su oficio no como un hobby porque de su manera de vivirlo va a depender su profesión.

 

¿Y en lo futbolístico qué hace falta tener para mantenerte en la élite procediendo de la cantera?

Como en toda la historia del Castilla hay jugadores muy dotados técnicamente. Al final es estar en el momento justo y en el lugar exacto, que llegue un entrenador y apueste por ti. Tienes que trabajar al máximo y cuidarte. Luego hay pequeñas cosas que tú no controlas que te harán ser mejor o peor.

 

Como entrenador del Real Madrid-Castilla cumplido el ascenso del equipo a Segunda División ¿Qué significa este logro para los jugadores?

El sólo hecho de ascender es beneficioso para todos. Jugar en Segunda División con el Castilla es un salto de nivel muy importante para alguno de ellos, ya es liga profesional y estas a un paso de la Primera División. Los partidos serán más competidos, mejores para formarse y estar preparados para dar el salto. Y para los compañeros que acaban contrato o decidan marcharse podrán ir a sitios mejores.

 

El entrenador de hoy es un gestor de emociones. ¿Qué valor le das?

Es lo más importante. Hay que meterse dentro del futbolista, cada uno tiene su vida personal, su familia, su pareja, unos sentimientos y sus altibajos. A partir de ahí debe surgir lo mejor de cada uno. Es difícil entrenar si separas lo deportivo de lo personal. Hay que saberse perfectamente la vida de cada uno y ayudarle.

 

En el trabajo colectivo ¿Qué estrategias se pueden usar?

Son 23/24 jugadores, cada uno de su madre y de su madre. Llegando a cada uno de ellos, el grupo va a rendir más. Están equivocados quiénes piensan “vamos a manejar el grupo y nos olvidamos de las personas”, creo que es mejor llegar  de forma individual. Son seres humanos, sienten y padecen, tienen momentos malos y buenos. Debes estas cerca de ellos. En los momentos malos si tú le ayudas, ellos rinden. Entonces cuando les exiges, te dan porque ellos saben que has estado a su lado.

 

¿Cómo deber ser la relación entre el jugador y el entrenador?

Tienes que estar en ese punto, de no ser amigo de los jugadores pero que noten la cercanía. Que sepan que cuando hay que apretarles, les aprietes pero cuando debas ser cercano lo eres. Desde el equilibrio se consiguen más cosas que siendo un entrenador dictador. Hay que convencer no imponer.

Miguel Ángel Montoya

Licenciado en Ciencias de la Información | Entrenador UEFA "B"

Registro Gratuito



Registrar con Facebook

Identifícate




Iniciar con Facebook